Home / Nacionales / Tras su confesión, ¿puede aplicarse la ley de extinción de dominio contra Mauricio Macri?

Tras su confesión, ¿puede aplicarse la ley de extinción de dominio contra Mauricio Macri?

El Presidente reconoció que su padre había sobornado a funcionarios para ganar licitaciones. Pero el ex abogado de Franco Macri, Luis Conde, confesó que era Mauricio quien manejaba todos los negocios de SOCMA. ¿Puede el primer mandatario quedar envuelto en la misma ley que él sancionó por decreto?


El domingo, en diálogo con Luis Majul (La Cornisa), el presidente Mauricio Macri confesó que su padre incurrió en un delito de corrupción junto al kirchnerismo, por el pago de coimas, destapadas en la causa denominada “Cuadernos de la corrupción”.

El presidente sorprendió al afirmar que su padre había sobornado a funcionarios para ganar licitaciones. Ante esto surge una pregunta: ¿puede ello ser tomado como una autoincriminación del Presidente? ¿Puede aplicarse la ley de extinción de dominio que, curiosamente, impulsó por decreto el mismo Mauricio Macri?

En este sentido, Sergio Massa señala que correspondería aplicar la extinción de dominio al Presidente porque “a partir de la confesión que realiza un accionista de la compañía Socma, hay que investigar el patrimonio y la herencia de la familia Macri. Y la confesión de un delito por parte de un accionista, obliga que un juez y un fiscal comiencen la investigación”.

Al respecto, Luis Conde, ex abogado de Franco, señaló que “Mauricio Macri manejaba SOCMA”. “Después de que Franco repartió la empresa, todo lo manejaba Mauricio Macri con su CEO que se llamaba Maffioli”, dijo el letrado, y agregó que “todas las negociaciones pasaban por Mauricio y en segundo plano por Gianfranco”.

El año pasado, cuando estalló el escándalo de los cuadernos, se generó la expectativa de que el Estado pudiera recuperar u$s1.600 millones. Según informa iProfesional, la ley de responsabilidad de las personas jurídicas prevé que la firma que hace el cohecho activo (el que paga el soborno) deba pagar esa cifra multiplicada por cinco. Por esta norma, la multa debería ser pagada por SOCMA.

Pero las responsabilidades personales de los individuos ya están contempladas en el Código Penal. La argumentación de la extorsión ha sido planteada por grandes empresarios contratistas de la obra pública, y ya salpica a peso-pesados de las obras de infraestructura, como la consultora Iecsa –que pertenecía a Angelo Calcaterra, primo hermano de Mauricio Macri- y los grupos Techint, Pescarmona y Roggio.

El tema es que la extorsión debe ser demostrada con pruebas fehacientes, y a primera vista el relato no parece del todo convincente, dado que hubo pagos regulares, tanto en años electorales como en los “normales”.

En caso de que se compruebe que se trató de casos de soborno, los empresarios pueden ser condenados con los delitos de prisión de uno a seis años más una multa.

Sobre el grupo Macri, hay además un reconocimiento de la existencia de un delito por parte del Presidente de la existencia de un delito. Por lo cual abre debate sobre si hubo o no encubrimiento.

Aunque según lo establece la ley, nadie podrá denunciar a su cónyuge, ascendiente, descendiente o hermano, a menos que el delito aparezca ejecutado en perjuicio del denunciante o de un pariente suyo de grado igual o más próximo que el que lo liga con el denunciado.

Sin embargo, Mauricio Macri también aparece obligado por el artículo 177 del Código Penal, que establece la obligación de los funcionarios públicos de denunciar hechos de corrupción que perjudiquen al Estado.

Justamente es el punto al que apuntó el diputado nacional Hugo Yasky, quien en Twitter indicó que “los funcionarios tienen la obligación de denunciar delitos”, para luego remarcar que “Macri acaba de decir que encubrió los delitos de su padre por más de 12 años”.

DEJANOS TU MENSAJE